CACHONDAS.COM
Cachondas.com  
 Chistes X
 Humor Gráfico
 Relatos Picantes
 Videojuegos X
 Wallpapers
Fotos
 Amateurs
 Animadoras
 Bikinis
 Cachondas
 Exhibicionistas
 Jovencitas
 Lencería
 Lesbianas
 Maduras
 Modelos
 Pornoduro
 Tetas Grandes
 Transparencias
Links interesantes
 Musica.com
 Superhumor.com
 Videoblogs.com
 Videojuegos.com
 Relatos  
El placer a solas
Hola, me llamo Ángel y esta es la primera vez que escribo un relato así que no sé si lo haré muy bien. Primeramente me presentaré y os diré cómo soy. Soy de Bilbao, tengo 20 años, mido 1.75 m y peso 73Kg. Tengo el pelo negro azabache así como los ojos. Soy bastante deportista así que tengo unas espaldas anchas. Bueno, como veis soy bastante normalito. En este relato quiero contar mi pasión por masturbarme. No os penséis que soy un reprimido ya que tengo novia desde hace bastante tiempo (aunque eso no quita para que esté con otras mujeres, nunca he sido muy fiel) y mantengo relaciones sexuales muy frecuentemente, pero aún así me encanta masturbarme y lo hago todos los días.
Empecé a masturbarme a los 12 años. Nunca antes había tenido tentación pero un día, después de clase, me entró el gusanillo de ver lo que era eso y me hice mi primera paja. No tardé mucho en correrme ya que estaba muy excitado. Al principio me asusté bastante cuando eyaculé, pero sentí un gran placer.
Normalmente me suelo tirar en la cama y me empiezo a acariciar la polla por encima del pantalón (mi polla mide 18cm, sé que no es mucho, pero me arreglo bien), intentando imaginarme escenas eróticas. Normalmente pienso en mis infidelidades ya que me dan más morbo. Cuando ya se me ha puesto dura, me la saco del pantalón y me la empiezo a acariciar directamente, mientras que con la otra mano me acaricio otras partes de mi cuerpo acariciándome también los huevos. Pasado así un tiempo y cuando empiezo a sudar, me quito la parte de arriba quedándome sólo con los pantalones para poder oler mejor mi sudor. Es una cosa que me excita mucho. Ahora alterno el masaje de mi polla con la masturbación propiamente dicha, vamos, con el meneo, para paulatinamente dejar de masajeármela y empezar con la paja ya en serio.
En ese momento me quito mis pantalones y calzoncillos y me quedo completamente desnudo. Sigo con el sube y baja, a veces rápidamente, mientras otros ratos voy más lentamente y disfrutando más dependiendo del grado de excitación del momento. Con la otra mano me sigo acariciando el cuerpo mientras chupo y restriego mi lengua por los labios. A veces, cuando la excitación es muy grande, no puedo resistir la tentación de meterme un dedo por el culo mientras con la otra mano me hago la paja. Así que levanto mis piernas lo más alto que puedo y me chupo el dedo anular de la mano izquierda y me lo meto por el agujerito del culo. Otras veces no es suficiente y, si no hay nadie en casa, me levanto para ir a la cocina para buscar una zanahoria y metérmela por el culo. No es que me provoque un gran placer esto, ya que nunca he llegado a un orgasmo de esta manera, pero la verdad es que me da mucho morbo meterme cosas.
Mientras tanto, sigo machacándomela con la mano derecha. Cuando veo que me voy a correr, paro y dejo que se me pase un poquito la excitación para así prolongar más la paja. Aprovecho ese momento para coger el líquido preseminal y chuparlo, olerlo y a veces, si es suficiente, chuparlo.
Al cabo de un poco vuelvo con mi paja de una manera violenta, meneándomela muy rápidamente hasta que veo que me voy a correr. En ese momento me pajeo más lentamente mientras me llega el orgasmo y eyaculo disfrutando del placer tan intenso que me provoca. Muchas veces las sacudidas son tan fuertes que a veces el semen me llega a la cara o al pelo.
Cuando acabo de masturbarme, me gusta esparcir mi leche por mi cuerpo ya que me encanta su olor y su tacto. Muchas veces me llevo algo de este semen a mi boca y lo chupo. Está rico. Después me meto a la ducha para limpiarme.
Otras veces me gusta masturbarme delante del espejo para ver cómo se mueven mis huevos. También me encanta ver a través del espejo cómo me corro. Otras muchas veces me pongo un condón y me masturbo delante del ordenador viendo fotos amateur tanto de hombres como de mujeres y leyendo los relatos eróticos de esta página. Lo del condón es para no manchar todo.
Espero que os haya gustado mi relato aunque sé que no es muy bueno ni está muy bien redactado. Me gustaría que me enviárais vuestros comentarios, experiencias, formas de masturbaros, etc, ya seas mujer u hombre. Si queréis también me podéis mandar vuestras fotos reales amateur y así, mientras leo vuestros relatos y me masturbo, os puedo ver y excitarme más con vuestras fotos.

Links interesantes